Derbi madrileño terminó con empate a 0

Foto: Cortesía

Redacción

Madrid, España.- El Real Madrid y el Atlético de Madrid desperdiciaron la oportunidad de asumir el liderato de la liga de España en solitario tras firmar el sábado un empate sin goles en el derbi capitalino, permitiendo que el Barcelona retuviera la punta pese a su tercer tropiezo consecutivo.

Los catalanes habían dejado a merced perder el primer puesto después de sacar un sufrido empate en casa 1-1 con el Athletic Bilbao tras dejar a Lionel Messi en el banco de suplentes durante la mayor parte del partido de la séptima fecha.

El Madrid llegó a 14 puntos, la misma cantidad del Barcelona, pero con mejor diferencia de goles. El Atlético, por su parte, alcanzó las 12 unidades y marcha cuarto, un peldaño detrás del Sevilla.

“Se nos escaparon los tres puntos de hoy, y aprovechar que el Barcelona había pinchado. Es una nueva ocasión que hemos dejado ir y quizá el empate sabe a poco después de esto”, declaró el capitán merengue Sergio Ramos.

El conjunto colchonero no supo plasmar en el marcador superioridad a lo largo de la primera parte, en buena medida gracias a la sobresaliente actuación del arquero belga Thibaut Courtois, enorme en un par de achiques para desviar remates a gol de Antoine Griezmann y Diego Costa.

De alternativas cambiantes, el duelo en el estadio Santiago Bernabéu tuvo un momento para la polémica cuando en un ataque por sector izquierdo, Saúl Ñíguez entró al área y sacó un disparo que dio en el brazo del volante merengue Casemiro. La acción provocó los reclamos de penal por parte de los jugadores del Atlético, pero el árbitro Juan Martínez Munuera descartó revisarla con el videoarbitraje (VAR) al interpretar que no hubo intención de desviar el balón.

“Hicimos un gran primer tiempo, teniendo un par de manos a manos, mereciendo el gol, una jugada polémica de penalti o no, que se habrá visto mejor en la tele”, señaló el zaguero uruguayo Diego Godín, del Atlético. “En el segundo tiempo es verdad que el Madrid apretó más y nosotros aguantamos más atrás”.

En el complemento, el Real Madrid se hizo del control y surgió la figura del otro arquero, Jan Oblak, para mantener el partido sin tantos.

Marco Asensio fue víctima de un gran achique de Oblak cuando recibió un pase en el área y sacó un remate que fue desviado por el arquero esloveno a los 65. Diez minutos después, Oblak volvió a aparecer para contener un disparo a meta de Dani Carvajal.

A poco del final, el brasileño Vinicius hizo su debut con el Madrid. El delantero de 18 años tuvo unos cuantos minutos para mostrarse ante la afición merengue, que lo recibió con una gran ovación al ser considerado una potencial figura del equipo en el futuro.

error: Contenido Protegido